EN QUÉ CONSISTE EL TRATAMIENTO DE LIPOSUCCIÓN

La liposucción, también conocida como lipoescultura, es una técnica quirúrgica empleada para eliminar depósitos de grasa de determinadas zonas del cuerpo, incluyendo las mejillas y el cuello, los brazos y las mamas, el abdomen, las nalgas, las caderas y los muslos, y las rodillas y los tobillos.

La liposucción no sustituye la pérdida de peso, no es un tratamiento para la obesidad, sino un método para retirar acúmulos localizados de grasa que no responden ni a la dieta ni al ejercicio.

Si usted está considerando la posibilidad de someterse a una liposucción, aquí obtendrá información básica acerca de la cirugía, cuándo está indicada, cómo se realiza y qué resultados se pueden esperar.

CUÁNDO SE RECOMIENDA UNA LIPOSUCCIÓN O LIPOESCULTURA

La liposucción se recomienda a aquellas personas que poseen un peso relativamente normal pero que tienen acúmulos de grasa en áreas localizadas que no desaparecen. Si usted posee un estado general de salud bueno, tiene una estabilidad psicológica, y es realista en sus expectativas, este tratamiento es idóneo para usted.

Lo más importante para obtener un contorno final óptimo es poseer una piel firme y elástica (la piel que "cuelga" no se redistribuirá sobre el nuevo contorno corporal y podría requerir algún procedimiento quirúrgico adicional para eliminar el exceso de piel).

La liposucción no está recomendada si se ha tenido una cirugía reciente en la zona a tratar, si se tiene mala circulación en esa zona o si se padecen problemas cardiacos o respiratorios. Es importante saber también que la liposucción no elimina la celulitis.

La liposucción mejorará su apariencia y la confianza en uno mismo, pero no conseguirá que nos parezcamos a otra persona o que nos traten de manera diferente. Antes de decidir si se va a realizar una liposucción piense qué quiere conseguir y háblelo con nosotros. En nuestra clínica de cirugía plástica en Castellón, asesoramos a los pacientes sobre las técnicas más adecuadas en remodelación corporal. Siempre le daremos un consejo basado en criterios médicos y con el objetivo de obtener resultados duraderos y lo más naturales posible.

CÓMO ES LA CIRUGÍA DE UNA LIPOSUCCIÓN

Durante la primera consulta, evaluaremos su estado general, los depósitos de grasa existentes y el tono y firmeza de la piel. Le explicaremos las métodos alternativos para mejorar el contorno corporal, como la abdominoplastia, y se discutirán las opciones o la combinación de procedimientos que sean mejores para usted.

En la consulta, le recomendamos exponer sus expectativas de manera sincera y franca, para que nosotros también podamos ser honestos y le mostremos las alternativas disponibles para su problema, con los riesgos y limitaciones de cada una de ellas. También le explicaremos cuál es el tipo de anestesia que se empleará, la necesidad o no de ingresar en la clínica donde se realice la cirugía y los costes de la intervención.

No olvide contar si ha tenido alguna pérdida o ganancia de peso importante. Además debe contar si es fumador o toma alguna medicación o vitamina. No dude en preguntar cualquier cuestión que se plantee, especialmente aquellas relacionadas con sus expectativas sobre los resultados.

La liposucción se realiza en quirófano, dentro de una clínica u hospital. Muchas veces se realiza en régimen ambulatorio, sin que sea necesario el ingreso. En liposucciones muy extensas puede ser necesario un ingreso de 2 o 3 días.

Si el procedimiento no va a ser muy extenso, se podrá llevar a cabo con anestesia local más sedación. En algunos casos se puede emplear anestesia raquídea ó epidural, la misma que se emplea para algunos partos. Si su cirujano plástico tiene previsto hacer liposucción de grandes zonas o tratar varias áreas distintas, normalmente se empleará anestesia general.

Una liposucción suele durar entre 1 y 2 horas, pero el tiempo es variable (desde 30 minutos a varias horas) dependiendo del área y la cantidad a tratar. Durante la operación, el cirujano plástico realiza una incisión e introduce las cánulas para infiltrar primero una solución anestésica y vasoconstrictora y, a continuación, las cánulas de liposucción con las que succionar la grasa en exceso. El otro extremo de esta cánula se une a una máquina que produce vacío o a una jeringa especial. El cirujano mueve la cánula entre los depósitos grasos situados bajo la piel, rompiendo la grasa y succionándola realizando numerosos túneles en el área previamente marcada. A veces es necesario realizar incisiones adicionales para eliminar todos los depósitos de grasa o para que la zona quede uniforme.

Si el procedimiento se realiza bajo anestesia local, puede sentir alguna vibración o fricción.

Tras la cirugía se colocará una faja, medias o vendaje elástico sobre la zona tratada para controlar la hinchazón y el sangrado y para ayudar a la piel a adaptarse al nuevo contorno. Suele ser necesario llevarlo todo el tiempo durante 2 o 3 semanas, y posteriormente sólo durante el día durante unas semanas más, dependiendo del caso. También se administran antibióticos para prevenir posibles infecciones.

No hay que esperar tener un aspecto óptimo justo después de la cirugía; además se encontrará más pesada debido al exceso de fluidos que se administran y que se retienen en las zonas tratadas. Las áreas liposuccionadas estarán hinchadas y con hematomas y se puede tener una ligera sensación de quemazón. El dolor puede aliviarse con la medicación que le prescribiremos. Puede perder sensibilidad en la zona tratada temporalemente.

La recuperación es un proceso gradual. Le indicaremos que comience a caminar tan pronto como le sea posible (para prevenir la formación de trombos venosos en las piernas), pero no realice actividades intensas durante 4 semanas. Los puntos serán retirados entre los 5 y 10 días posteriores, y podrá volver a trabajar en 2 o 3 días, o como mucho, y en casos puntuales, tras 2 semanas desde la intervención, dependiendo de la envergadura de la liposucción y de nuestras recomendaciones. La hinchazón y los hematomas desaparecerán en el primer o segundo mes tras la liposucción; sin embargo, una mínima inflamación puede mantenerse durante 6 o más meses, que es lo que se calcula que tarda en adaptarse y contraer la piel.

QUÉ RESULTADOS OFRECE UNA LIPOSUCCIÓN

La liposucción es una técnica muy efectiva para proporcionar un nuevo contorno corporal con cicatrices mínimas. Los resultados pueden ser permanentes, siempre y cuando mantenga una dieta adecuada y practique ejercicio periódicamente. Si usted gana peso lo hará de manera más homogénea y no solo en los depósitos localizados de grasa que antes tenía. La mayoría de los pacientes están muy satisfechos con los resultados de su liposucción; pueden utilizar ropa más variada y están más seguros con su cuerpo. Siempre y cuando sus expectativas de futuro sean realistas, se encontrará feliz con su nueva silueta.

Pese a lo anterior, uno de los mitos más extendidos en torno a la liposucción es que ayuda a perder peso, pero no es así. La liposucción no es un sustituto a la pérdida de peso, sino un método para retirar acúmulos localizados de grasa que no responden ni a la dieta ni al ejercicio. Por tanto, debe quedar claro que no se trata de un tratamiento para la obesidad ni de una técnica que ayude a eliminar la celulitis.

En nuestra clínica de cirugía plástica en Castellón estaremos encantados de resolver todas las dudas que tenga respecto a este tratamiento, ofreciéndole el mejor consejo médico y el trato más cercano.


Llámanos
96 424 04 87


Contáctanos
Nombre
E-mail
Teléfono

He leído y acepto la Política de Privacidad











XXX

Tratamientos estéticos

Experiencia en técnicas médico-estéticas con y sin cirugía.

XXX

Cirugía reductora

El mejor consejo médico para lograr la silueta deseada.

XXX

Reparación de signos de la edad

Aplicamos técnicas avanzadas para recuperar rasgos juveniles con total naturalidad.



XXX

Aumento de pecho

Prótesis de la mejor calidad y la confianza de un equipo altamente experimentado.

XXX

Cirugía de zonas íntimas

Recupere la confianza que los ciclos vitales le han hecho perder.

XXX

Corrección de rasgos

La garantía de la experiencia al servicio de cirugías de nariz, orejas o mentón.